Módulo 1

RETOMAR MI FEMINEIDAD EN MIS MANOS

Módulo 1

Retomar mi femineidad en mis manos

Objetivo:

Reconocer mi identidad femenina en todas sus dimensiones, descubrir mi belleza  y transmitir mi grandeza de ser mujer.

Modalidad:

Presencial

En línea

Dirigido a:

cualquier mujer que desee crecer y renovarse en su identidad femenina y sanar su corazón.

Dirigido a:

cualquier mujer que desee crecer y renovarse en su identidad femenina y sanar su corazón.

Sesión 1

Introducción a la femineidad

Sesión 2

Convicciones y retos en la mujer pos moderna

Sesión 3

La identidad y grandeza de la persona humana

Sesión 4

La belleza de mi femineidad en mis tres dimensiones

Sesión 5

Anhelos, heridas y redención de mi identidad femenina

Sesión 6

Spa para mi corazón

Sesión 7

Deseos de mi corazón profundo

Sesión 8

Mi complemento

Sesión 9

Mi femineidad en mis manos

Vidas Transformadas

July

Llegué en búsqueda de mi esencia, un poco a la expectativa, con el deseo de conocerme más y darle un rumbo más claro a mi vida. Se transformó en mí la visión que tenía de mí misma, fue maravilloso descubrir mi riqueza de mujer y que Dios me ama hoy con lo que tengo y lo que soy. Me encantó descubrir mis dones y la necesidad que tengo de darme para encauzar mis talentos al servicio de los demás, sentirme plena y corresponder al inmenso amor que Dios tiene por mí. Me voy con la certeza de que soy un gran proyecto de Dios, que debo hacer mi parte, completar mi misión porque para esto fui creada. También me llevo herramientas muy valiosas que me servirán en el empinado camino, pero sintiéndome capaz y suficiente para llevar a cabo mi misión, inspirada permanentemente por el Espíritu Santo.

Adriana

Me siento mucho más completa, me aprecio y valoro más. Me reforzó mi seguridad desde el lado femenino que desconocía. Es un módulo muy lindo que te abre el corazón, te analizas y descubres sentimientos que tenías escondidos o dormidos.

Miriam

Aunque mi esposo me lo decía continuamente… ¡No me la creía! Ahora tengo la CERTEZA de lo bella que soy y de lo mucho que valgo, porque sé de dónde vengo y de qué estoy hecha.